¿Cuándo se produce una sobreexposición en los medios o en las redes sociales?

medios decomunicacion

El paradigma de la comunicación digital ha cambiado la forma en que las empresas deben plantear su presentación en todo tipo de soportes y plataformas. La sobreexposición en los medios puede hacer que tus estrategias no consigan los resultados adecuados, y este se está convirtiendo en un problema bastante común.

Sobreexposición en los medios

¿Por qué sucede esto? Generalmente por un planteamiento inadecuado de la política de comunicación, que debe fijar y medir bien la frecuencia de aparición en los medios para evitar contenidos de escaso valor o que no se integren de forma coherente con la imagen corporativa. De ser así, estaríamos ante una sobreexposición mediática sin ningún objetivo claro.

¿Quieres saber cómo evitarlo? La clave consiste en contar con una estrategia que defina de forma inequívoca el tono, diseño y objetivo de nuestra imagen, así como la forma de aplicarla a cada elemento visual o textual que envía tu organización.

Información y estrategia de comunicación

¿Cuántas veces te ocurre que, al dar un discurso o comunicar una noticia, no has logrado transmitir el mensaje que pretendías? Cuando esto sucede no es por casualidad, sino que se debe a una mala articulación de las ideas, a una mala expresión, a la selección del interlocutor… O, incluso, a algo tan esencial como fallos de redacción u ortografía.

Contar con una arquitectura de comunicación que defina cómo, cuándo y dónde se debe articular cada mensaje que se lanza te dará un control excepcional sobre la exposición de tu imagen ante instituciones, medios, clientes, y la sociedad en general. En este aspecto cabe destacar que, según un estudio del Project Management Institute, el 56 % de los proyectos que no se comunican de forma adecuada fracasan.

¿Es lo mismo sobreexposición y oversharing?

La sobreexposición es un concepto que se emplea cuando hablamos del mundo corporativo. Y, en este entorno, ¿qué es oversharing? Se trataría de llevar a cabo esta misma práctica, solo que, en este caso, compartiendo más información personal de la necesaria. Así, sobreexposición y oversharing no son lo mismo, ya que hablamos de planos diferentes: el primero se refiere al terreno empresarial y el segundo a la información que difundimos sobre nuestra propia vida íntima y personal.

La Agencia Española de Protección de Datos (AEPD) define el término oversharing como un comportamiento que supone la sobreexposición de información privada y personal en Internet a través de los perfiles de los usuarios en las redes sociales. En el contexto de redes como Facebook, Instagram o Twitter, se utiliza para denominar a la práctica de compartir demasiado contenido con frecuencia.

Consecuencias del oversharing

La AEPD alerta de que los efectos del oversharing pueden ser bastante negativos. No solo a nivel emocional, sino por la posibilidad de caer en estafas si se comparte información confidencial o datos bancarios en lugares indebidos. Recuerda que muchas personas y organizaciones criminales, o incluso individuos con conocimientos informáticos, emplean las redes sociales como un medio para cometer delitos como los siguientes.

• Ingeniería social.

• Robo de identidad.

• Ciberacoso (1 de cada 4 casos de bullying se lleva a cabo a través de dispositivos móviles).

• Injurias, calumnias y perjuicio reputacional.

• Estafas, fraudes y publicidad engañosa o dañina.

Malware: programas que dañan o estropean todo tipo de dispositivos.

La planificación estratégica siempre es la mejor solución

Como puedes comprobar, la sociedad de la información que comenzó su andadura con la aparición de Internet y de la mano de las TIC, ha transformado la forma en que difundimos y presentamos nuestra información. Pero desde el punto de vista estratégico, siempre debes tener claro qué quieres decir con cada acción; no solo a nivel de grandes eslóganes o reclamos, sino en cada pequeño post o publicación que haces en tus redes sociales.

La clave está en saber planificar bien todos los aspectos que influyen en que tu mensaje se transmita de manera clara. La selección de medios, soportes y el momento idóneo en el que se realizan también es crucial para su correcta presentación y para conseguir el mayor impacto y alcance posible.

Visto todo esto, no está de más aplicar en nuestra empresa estos consejos relacionados con la sobreexposición en los medios. Ya no solo a nivel de comunicación corporativa, sino también en lo referente a nuestra forma de mostrarnos en redes sociales. Al fin y al cabo, lo que publicamos define quiénes somos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload the CAPTCHA.