Legislación online que regula la actividad digital

Conexiones a Internet

A pesar de que en ocasiones existe una sensación generalizada de que en Internet vale todo y que es un soporte en el que es imposible el control de actividades poco legítimas o directamente ilegales, no es del todo cierto. La legislación online ha dio desarrollándose en los últimos tiempos para establecer el marco en el que se desarrollan aspectos específicos del ámbito digital.

Principales normas de la Legislación Online

La Ley 34/2002, de Servicios de la Sociedad de la Información (LSSI-CE) regula aspectos de la actividad profesional en Internet para que el consumidor tenga las máximas garantías de seguridad y confianza. Esta ley establece tres tipos de obligaciones: información que debe proporcionarse a los destinatarios de servicios en la Red, celebración de contratos a través del soporte online y el envío de comunicaciones comerciales por vía electrónica. El no cumplimiento de esta legislación online conlleva sanciones de hasta 600.000 euros.

La Ley Orgánica 15/1999, de Protección de Datos de Carácter Personal (LOPD) es una de las leyes más restrictivas de la Unión Europea en materia de protección. Garantiza la implantación de medidas que aseguren la confidencialidad y la privacidad de todo tipo de ficheros que conengan datos personales. Esta ley ha sido posteriormente desarrollada por el Real Decfreto 1720/2007, que eliminó deficiencias de la anterior.

El régimen sancionador de esta ley también establece sanciones de hasta 600.000 euros en función de la gravedad de la infracción.

Ley 56/2007 de 28 de diciembre, de Medidas de Impulso a la Sociedad de la Información (LISI) es otra de las leyes específicamente dirigidas a formar parte de la legislación online. Se aprobó dentro del Plan europeo Avanza para cubrir lagunas que creaban problemas en el desarrollo de Internet, modificando la LSSI-CE y la Ley de Firma Electrónica.

Refuerza la seguridad en la Red, obligando a los proveedores a acceso a informar sobre los riesgos y las herramientas disponibles para mitigarlos.

Ley 7/1996 de Ordenación del Comercio Minorista (LOCM) es una norma que se ha ido modificando para adaptarse a la nueva realidad del comercio electrónico. Esta legislación equipara las ventas de las plataformas de comercio electrónico a las ventasa especiales a distancia. Establece la obligación previa a entregar la consumidor, el consentimiento expreso  para aceptar la contratación, los plazos de entrega o el derecho de desestimiento.

Ley 59/2003 de Firma Electrónica, entró en vigor en 2004 y establece tre forma de firma electrónica: la simple, utilizada para identificar al firmante; la avanzada, que garantiza la utenticidad de la identidad del firmante y la integridad del documento y la reconocida, que además de lo anterior reconoce a la entidad que certifica.Permite realizar transacciones de forma auténtica, con integridad y no repudio.

La legislación online, así como las leyes previas que deben ir adaptándose al contexto tecnológico actual, deben estar en contínua evolución, sin embargo la legislación no llega a alcanzar toda al actividad de la red, puesto que ésta avanza a una velocidad muy superior a la de la creación de leyes.

 

 


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload the CAPTCHA.