Veto a la publicidad de bebidas energéticas

Imagen de latas de Red Bull

Según publica hoy marketingdirecto.com, en Estados Unidos se quiere prohibir la publicidad de bebidas energéticas dirigida a menores de 16 años.

Los productores de dichas bebidas, como Red Bull, Monster y Rockstar han sido duramente criticados en el Senado del país por dirigir su estrategia de publicidad fundamentalmente hacia un colectivo de edad muy temprana, lo que ha provocado una fuerte polémica y grandes discusiones sobre los posibles problemas de salud que puede conllevar el consumo de este tipo de bebidas, sobre todo por su alto contenido en cafeína.

Según la información publicada por Marketing Directo, algunos profesionales de la medicina apoyarían la prohibición de la publicidad hacia colectivos por debajo de los 18 años, debido a que el exceso de cafeína puede provocar problemas coronarios de importancia.

La reacción de las compañías productoras ha sido aceptar que su publicidad no se centre en niños y jóvenes por debajo de los doce años, pero algunos senadores han sugerido incrementar dicha edad a los 16, aunque los productores lo consideran excesivo, alegando que las bebidas energéticas no son la única fuente de cafeína consumida por los más jóvenes.

Las estrategias de publicidad y marketing de algunas marcas de bebidas energéticas como por ejemplo Red Bull se han sofisticado mucho. Como se puede ver en otro artículo de marketingdirecto.com dedicado a esta marca, la generación de contenidos a través de sus propios medios se ha convertido en uno de los ejes fundamentales de su estrategia, que cuenta con canales de TV propios, revista y especialmente el patrocinio de deportes extremos y eventos musicales, creando incluso su propio equipo de Fórmula 1.

Este modelo de negocio funciona realmente bien, ya que sus ventas de bebidas energéticas han conseguido una progresión realmente notable. Quizá esta posible prohibición de dirigir su publicidad a los públicos más jóvenes obligue a cambiar algunos de sus planteamientos de marketing.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload the CAPTCHA.